¿Conocéis el ikat?

telas-baleares

El ikat es un proceso de elaboración de telas, se trata de una técnica milenaria que se ha convertido en un símbolo representativo de la isla de Mallorca.

Este tipo de elaboración es característico por el teñido de sus fibras por reserva. Este tintado se realiza con unas ataduras en las mismas fibras que impiden que se tiñan por completo, dando únicamente color a partes intermitentes.

La peculiaridad del ikat es que a medida que se va tejiendo, y dependiendo de las ataduras hechas a las fibras en el proceso de tintado, va apareciendo el dibujo de la tela, idéntico por las dos caras.

El origen de esta técnica es bastante incierto, pero según la hipótesis más fiable, su aparición fue de manera simultánea e independiente en diversos puntos del mundo tales como Indonesia, Colombia, México o Afganistán.

Pero, ¿cómo llegaron hasta Mallorca desde tan lejos? La respuesta es muy sencilla, mediante la Ruta de la Seda que unía Asia con Europa. Una ruta que nació en el siglo V-VI, que continuó hasta el siglo XIII y dio lugar al intercambio de múltiples productos y procesos de fabricación.

Este tipo de telas continuaron fabricándose en diversos países de Europa hasta después de la segunda Guerra Mundial. A día de hoy, Mallorca es el único sitio en el que se continúan produciendo, esto es debido al carácter insular que ha permitido aislar la técnica y conservarla.

Una técnica que con el paso de los años ha ido evolucionando y adquiriendo las raíces de la propia isla. Poco a poco, se ha ido adaptando hasta llegar a utilizar técnicas propias de elaboración y cambiar su nombre “tela de lenguas”, haciendo referencias a sus dibujos que recuerdan a las lenguas del fuego.

Si estáis de turismo por las Islas Baleares, os recomendamos que acudáis a uno de los múltiples talleres artesanales en los que se producen este tipo de telas, ya que se trata de un producto precioso con denominación de origen que merece la pena adquirir.

¡Desde Insotel Hotel Group te deseamos una muy feliz estancia!