Artesanía: El vidrio soplado de Mallorca

artesania-mallorca

Una vez instalados en vuestra habitación de Insotel Cala Mandia Resort & Spa, es el momento de empezar a descubrir cada rincón de esta maravillosa isla . Sin duda, una de las mejores del Mediterráneo.

En este pequeño paraíso encontraréis exquisita gastronomía, cultura y artesanía tradicional. Además, es una excelente opción para visitar en verano con la familia, los más pequeños lo pasarán en grande en las tranquilas playas de Mallorca.

No dudéis en escoger uno de nuestros hoteles en Mallorca para niños y disfrutar, además de la costa, la playa y la catedral , de la exclusiva artesanía de Mallorca. Si estáis ansiosos por descubrir todo el arte artesanal que nos esconde esta emblemática isla, descúbrelo a continuación.  

Una isla de maestros artesanos

La artesanía es pura tradición y de esto Mallorca tiene mucho. Uno de los elementos más característicos que se trabaja en la artesanía de Mallorca, es el vidrio soplado o el barro.

Los primeros en empezar a trabajar el vidrio fueron los fenicios en el siglo II a.c.  Con el paso de los años fueron perfeccionando su técnica hasta conseguir unas piezas únicas y de gran calidad elaboradas exclusivamente con pinzas y caña de soplar vidrio.

El arte del vidrio soplado

El vidrio es un material muy frágil en estado sólido, pero si lo sometemos a altísimas temperaturas se transforma en un material muy maleable. Para la elaboración de estas piezas se requiere una gran destreza y un dominio impecable de la técnica del soplado del vidrio.

Una vez el vidrio esté muy caliente se empieza a moldear con las técnicas tradicionales artesanales hasta conseguir formas de una belleza incomparable. En éste proceso de elaboración la creatividad de cada artesano es imprescindible, ya que a lo largo del proceso se pueden ir añadiendo colores y texturas para que cada pieza consiga un acabado único y original.

“Olleries” de Barro

La artesanía de Mallorca se distingue por su gran talento en conseguir obras de arte únicas con materiales naturales. El barro es uno de los elementos que se usan para la elaboración de objetos artesanales de uso cuotidiano en la cocina como pueden ser las ollas, vajillas y muchos más.

Su elaboración requiere de un proceso meticuloso. Se empieza emplazando un pedazo de barro sobre el torno o rueda. Seguidamente, el proceso dependerá del ollero, ya que este dará la forma que desee a la bola de barro. Cuando haya finalizado, retirará la pieza con la ayuda de un hilo de hierro. Le añadirá las asas necesarias y se deja secar para posteriormente darle un baño de barniz. Finalmente, se procede a la cocción en un horno de leña.

Es un arte que está activamente presente en las Islas Baleares, concretamente en la isla de Mallorca. Sin embargo, si realmente lo quieres disfrutar en pleno deberás acudir, durante tus vacaciones, a Pòrtol y Sa Cabaneta. En estos dos municipios la tradición del barro está presente entre ellos desde el siglo XVIII.

Los Floreres: la peculiar artesanía Mallorquina

Es una de las técnicas exclusivas en artesanía de Mallorca y una de las actividades en casa más apreciadas por las mujeres mallorquinas amantes del arte artesanal.

Los Floreres, son pieza con carácter meramente decorativo. Están compuestos por un pie hecho de madera sobre el qual se sostiene la combinación del florero. Suelen estar cubiertas por una capa o lámina de vidrio.

No es posible hacerse con los floreres en cualquier lugar de la isla, la tradición de este arte aún está presente en dos lugares de la isla, así que os encontrarás en la zona de las localidades de Búger y Llucmajor.

Mercadillos de artesanía en Mallorca

Si queréis comprar alguna pieza de la artesanía de Mallorca os animamos a que no dejéis de visitar sus mercadillos. Desde Insotel Hotel Group os recomendamos 3 mercaditos que son de visita obligatoria.

  • Plaza Mayor. En pleno centro de Mallorca se dan cita los mejores artesanos de la ciudad. En este mercado podréis comprar piezas de artesanía de todo tipo, elaboradas claro por artesanos locales. ¿Cuándo? Todos los lunes y viernes del año, excepto durante de enero y febrero.
  • La Vileta. En la parte norte de Mallorca, concretamente en la plaza Tarent, podréis visitar este mercadillo de unos 20 puestos. En él, podréis comprar desde productos típìcos de la de gastronomía local, hasta piezas artesanales. ¿Cuándo? Todos los viernes por las mañanas.
  • Son Ferriol. Situado en el pueblo San Ferriol, este mercado posee un total de 85 puestos en los que podréis comprar flores, tejidos, artesanía, frutos secos y muchos otros artículos artesanales¿Cuándo? Todos los sábados por la mañana.

Mercados, artesanía, restaurantes, playas de ensueño y mucho más os esperan en Mallorca. Pero también tenés la posibilidad de vivir una experiencia mucho más placentera y natural descubriendo la parte más rural de la isla Mallorca en bicicleta.

¡Desde Insotel Cala Mandia Resort & Spa os deseamos una feliz estancia!